top of page

Lijado y Pulido de piezas de arcilla polimérica



Darle brillo a tus piezas de arcilla polimérica es un proceso que lleva tiempo y paciencia. Si bien puedes utilizar esmaltes que reducen el tiempo y dan un muy buen acabado final, también puedes lograr un efecto brillante utilizando abrasivos como hojas de lija y pulidoras eléctricas para darle el acabado brillante que tanto deseas. En las siguientes líneas te daremos algunos consejos para trabajar con lijas y pulidoras.


Antes de comenzar, debes tener presente que para tener óptimos resultados, es necesario que tu pieza este cocinada por completo. En caso de que no este 100% cocinada, al momento de utilizar lijas, verás que comienza a resquebrajarse y la pieza quedará desechable. Tampoco puedes lijar piezas de arcilla que estén tibias, debes dejar que el material se enfríe por completo para comenzar el proceso.


Proceso de lijado


Debemos tener presente que este proceso no es fácil y puede que te tome un tiempo dominar por completo el uso de cada grosor de lija. Si el lijado no es parejo y preciso, cualquier imperfección quedara visible con el brillo. Para lijar utilizaremos 3 elementos: un recipiente con agua y jabón líquido, hojas de lijar al agua de diferentes numeraciones y asegurarnos que nuestra superficie (donde lijemos) sea segura y no resbale cuando estamos trabajando.

Respecto al numero de la lija a utilizar, tienes que tener claro que lo que estas haciendo es alisando la superficie y los bordes de tu pieza para luego si darle el mayor brillo posible. Esto significa que según la pieza realizada y el grado de imperfecciones que tenga, hay un orden en el número de la hoja de lija que deberás utilizar. Por lo general las lijas de menor numeración son las que poseen el grano más grueso y son las que utilizamos primeramente para alisar nuestra pieza. Posteriormente iremos cambiando a una lija de mayor numeración para dar las terminaciones finales.


El lijado tiene como función principal darle suavidad y corregir las imperfecciones de la superficie de la pieza. Para obtener un acabado perfecto, es importante que la superficie de nuestra pieza luzca lisa y sin imperfecciones o impurezas visibles y para ello la utilización de lijas es el punto inicial.


Siempre es bueno comenzar con una lija de mayor granulado para de a poco ir eliminando imperfecciones que existan sobre el borde y la superficie (a veces pueden generarse burbujas de aire en el interior de la arcilla que luego de cocinar, aparezcan en la pieza). Para ello mojaremos nuestra pieza de arcilla en recipiente con agua y jabón y progresivamente iremos repasando los bordes y la superficie con la lija. Esta etapa la repetiremos varias veces hasta que estemos completamente seguros de que no han quedado lugares sin emparejar. Es súper recomendable que tengas una buena iluminación al momento de aplicar la lija sobre la pieza para ir viendo las correcciones. Es super importante que sepas que a medida que apliques lijas de menor granulado, empezaras a ver distintos acabados sobre la pieza, pudiendo resultar en un acabado más mate o más brillante hasta lograr un brillo espejo.


Pulido


Para lograr un brillo espejo, lo mejor es utilizar pulidoras eléctricas que dan muy buenos resultados. Las puedes encontrar en tiendas físicas especializadas o también por retailers online. Pero si tu intención es darle un acabado rápido, también puedes utilizar cera para piso o frotar la pieza ya ligada sobre una tela jean para que se genere un brillo tipo mate, un poco más opaco pero que realza los colores y le da un acabado más natural a la arcilla polimérica.


Brillo con esmaltes


Una vez que la arcilla esta lijada por completo y no hay imperfecciones a la vista, también puedes aplicarle esmaltes para que queden con una capa brillante a la pieza. El tipo de esmalte que elijas puede ser el que se utilizan para uñas o también existen esmaltes para cerámica y arcilla polimérica que son muy buenos y secan al aire. También puedes utilizar resina UV para darle un acabado final a las piezas, sobre todo si realizas imitación piedra y combinas con laminas doradas.


Con toda esta información ya puedes comenzar a lijar tus piezas de arcilla polimérica. Recuerda siempre respetar los tiempos de temperatura indicados por cada fabricantes y asegurarte que las piezas estén bien cocinadas antes de comenzar a lijarlas. Ante la duda, recuerda que puedes volver a cocinar tus piezas.



1 Comment


Emnaravid Diaz
Aug 06, 2022

Hola Agus. Excelente explicación. Me gustaría un vídeo usando el dremel para lijar y pulir. Además como puedo lijar y pulir la parte interior por ejemplo cuando hago una anillo, un aro tipo dona.

Like
bottom of page